viernes, 29 de agosto de 2014

Finaliza la Novena en honor a la Virgen de Guía en Villanueva del Duque

 El Rvdo. Don Pedro Castelo Luna, sacerdote villaduqueño, fue el encargado de predicar el séptimo día de la Novena.
 Preciosa Misa Cantada 
Emotiva homilía de Don Pedro, el privilegio y la responsabilidad de ser hijos de María
Octavo día de la Novena predica el Rvdo. Don Bernardo López Diaz. Doctorando en Sagrada Escritura en Madrid. Sacerdote de Vva de Córdoba
 María en la historia de la Salvación
Los Villaduqueños respondieron a la llamada de su Patrona, con gran devoción
 Nuestro Párroco Don Ignacio Mora Vilaltella, cerró la Novena predicando el noveno día de la misma
 Lectura de la Novena
 Ofertorio
Don Ignacio nos exhorto a sacar determinaciones concretas para mejorar nuestra vida a imitación de María. Compromisos concretos en todos los ámbitos de la vida. Nos animó al Rezo diario del Rosario, la Corona de Rosas que entregamos a María cada vez que lo rezamos.

lunes, 25 de agosto de 2014

Amor a la Virgen de Guía en Villanueva del Duque

Continua la Solemne Novena en honor a la Virgen de Guía, Patrona de Villanueva del Duque
El cuarto día de la Novena fue predicado por el Rvdo. Don José Francisco Gil Blanco,párroco de Santaella, y La Guijarrosa, anterior párroco de San Mateo Apóstol de Vva del Duque.
En una preciosa Santa Misa cantada del XXI domingo del tiempo ordinario
La Iglesia se llenó una vez más para escuchar las virtudes de María de la boca del Don José Francisco
 El Quinto día de la Solemne Novena en honor a la Virgen de Guía, fue predicada por el Rvdo. Don Juan Fernández Campos, párroco de Torrecampo.
¿Quien es para nosotros la Virgen María?...la pregunta que nos lleva a asumir a María como madre de Dios y madre de cada uno de nosotros, de forma personal e íntima.
Celebró la Santa Misa nuestro párroco don Ignacio
El lunes 25 de agosto, sexto día de la Solemne Novena, el predicador fue el Rvdo, Don Juan Vicente Ruiz Soria, Párroco de San Miguel Arcangel de Villanueva de Córdoba y Arcipreste de Pozoblanco-Villanueva de Córdoba.
María la madre cercana y dulce, presente al lado de sus hijos en cada momento de nuestra vida
El Amor de una fiel presencia
María nos alienta en nuestra vida cristiana, a ser mejores hijos y mejores cristianos

viernes, 22 de agosto de 2014

En curso la Solemne Novena en honor a la Virgen de Guía, Patrona de Vva. del Duque

 Estamos celebrando en nuestra Parroquia de San Mateo Apóstol, la Solemne Novena en honor de la Patrona de Villanueva del Duque, la Santísima Virgen de Guía.
El primer día de la Novena, fue predicado por el Rvdo Don Antonio Caballero, sacerdote villaduqueño
El templo parroquial se llenó a rebosar para este inicio de Novena, demostrando una vez má, el amor y la devoción de los villaduqueños a su Patrona
 El segundo día la Novena fue predicada por el Rvdo.Don Hector José Sánchez Pérez, hasta hace pocas fechas párroco de Alcaracejos y Añora, y ahora destinado a misiones.
 La Iglesia volvió a llenarse en el amor a la Virgen
 Don Hector, centró su homilía en la humildad de la Virgen María y su papel como maestra de espiritualidad, la verdadera devoción a la Virgen tiene como fundamento la imitación de sus virtudes
 Sermón vibrante y lleno de amor a María. Última homilía de Don Hector antes de partir hacia Israel, su próximo destino
El Rvdo.Don Daniel Ramón Angulo Guillen, párroco de  Nuestra Señora del Valle (La Granjuela) La Inmaculada Concepción (en Valsequillo) y Ntra.Sra del Rosario (en Los Blazquez), fue el predicador del tercer día de la Solemne Novena
 Bendición con el Santísimo Sacramento
 Don Daniel, celebró la Santa Misa del día de Santa María Reina
 Los villaduqueños muestran su fidelidad a la Novena de su Patrona
 Don Daniel nos habló de María como modelo y símbolo de todo cristiano llamado a engendrar en su vida a Jesucristo, como lo engendró la Virgen en su seno.
 Buscar la voluntad de Dios, como lo hizo María, dejando que Dios guíe nuestra historia 
Liturgia Solemne para la Reina de los Cielos

domingo, 17 de agosto de 2014

San Jacinto, Patrón de Villanueva del Duque

Nació a finales del siglo XII en el seno de una familia polaca —los condes de Konskie—, es educado cristianamente. En 1220, ya sacerdote, acompaña a su tío, obispo de Cracovia, a Roma, de donde volverá fraile de la naciente Orden de Santo Domingo. Después de casi cuarenta años de trabajos apostólicos acompañados de milagros, murió en 1257.

San Jacinto, es el patrón de Polonia, y su fiesta litúrgica es el 17 de agosto, aunque para Villanueva del Duque, por privilegio, lo sea el día 16.

Hijo de los condes de Konskie, Jacinto pasa su infancia entre los esplendores de la vida cortesana, hasta que comienza su vida de estudio en los grandes centros culturales de entonces: Praga, Bolonia y París son, respectivamente, el teatro de su carrera de artes, derecho y teología. Al regresar a Polonia, abraza el estado eclesiástico, siendo nombrado canónigo de Cracovia por su tío obispo de la Diócesis.

En 1220 acompaña a su tío a Roma, coincidiendo allí con la resurrección del joven sobrino del cardenal Esteban, realizada por santo Domingo de Guzmán. El hecho se va conociendo por toda la ciudad y conmueve profundamente al joven canónigo, que desde aquel momento se une a la naciente Orden de Predicadores, la cual, bajo la dirección de Santo Domingo, se dedicaba a alabar a Dios y predicar la verdad cristiana.
Después de unos meses de formación al lado del santo fundador de los dominicos, que le transmitió su espíritu y sus deseos, Jacinto vuelve a Polonia para predicar y fundar nuevos conventos. El camino lo hace a pie junto con otros compañeros y va esparciendo la buena semilla por todos los poblados por donde pasa. Sus palabras convierten, y sus milagros confirman el favor de Dios sobre él. Como la gente no quiere dejar que se marchen, suele quedarse alguno del grupo al que se unen nuevas vocaciones, formándose nuevos conventos.

 Los restantes prosiguen su camino, y sólo Jacinto llega a Cracovia, donde habiéndole precedido su fama de taumaturgo, es recibido solemnemente.

Funda allí un hermoso convento que será la cuna de los predicadores del norte de Europa, y predica Palabra del Señor, que renueva la faz de aquella diócesis, haciendo revivir en toda ella el espíritu de amor. Ello no basta a Jacinto, que no conoce fronteras para su celo evangelizador. Y se lanza a predicar a Prusia, todavía idolátrica, y de allí pasa a Rusia llegando hasta Kiev. Dios mismo le abre camino en aquel pueblo evangelizado antes por misioneros cismáticos, al devolver milagrosamente la vista a la hija del gran príncipe Wladimiro, ciega de nacimiento. Es también en Kiev, donde al invadir los tártaros la ciudad, Jacinto se lleva en su huida al Santísimo Sacramento, para que no sea profanado en saqueo. Pero antes de salir del templo, la imagen de la Virgen se queja de que la deje abandonada. El humilde fraile se excusa, porque no puede con un peso tan grande, pero ante el requerimiento de la Madre la toma de la mano, y huye atravesando a pie enjuto el caudaloso río, seguido de sus frailes.

No son éstos los únicos prodigios realizados por San Jacinto, durante los años de su trabajo apostólico, sino que con otros muchos el Señor fecundó su labor. La bula de canonización, dada por Clemente VIII, en el año 1594, tras casi un siglo de serias investigaciones en Polonia, cuenta cómo resucitó al hijo de una viuda, ahogado en el río hacía 24 horas. También, en la misma bula, vemos cómo un joven que había gastado todos sus recursos para devolver la salud a su madre paralítica sin conseguirlo, acude a la intercesión del santo, y obtiene la tan deseada curación. Otro día será el llanto de los labradores ante la destrucción de las mieses que estaban a punto para la siega, lo que le mueve a conseguir del cielo que las mieses sean repuestas... Se haría demasiado extenso este relato si continuásemos narrando los que en vida realizó el que ha podido ser llamado el más grande taumaturgo de su siglo.

viernes, 15 de agosto de 2014

Tradiciones villaduqueñas: "Ir a por la Virgen de Guía"

“IR  A  POR  LA  VIRGEN  DE  GUÍA”,  IR  A  SU  ENCUENTRO

                Cada trece de agosto, a la caída del sol, los villaduqueños, tienen un cita obligada con su Patrona, la Santísima Virgen de Guía, en lo que popularmente se llama “ir a por la Virgen” hasta el vecino pueblo de Hinojosa del Duque, donde  la Virgen, en la iglesia parroquial de San Juan Bautista, está desde primeros del mes de mayo, hasta que el catorce de agosto, la traigan hasta Villanueva del Duque, para dar comienzo así a sus fiestas patronales en su honor, y en el de san Jacinto.

                La voz popular de ir a por la Virgen es una expresión metafórica, pues la Virgen permanecerá por varias horas más en Hinojosa, y será su Hermandad, la que verdaderamente la acompañe y traslade hasta nuestro Pueblo, y sea entregada a la Autoridad Eclesiástica.

                “La Iglesia, peregrina en este mundo”, toma la necesidad de manifestar públicamente su fe, y el cristiano se vuelve peregrino votivo, es decir, le mueve un fin más allá de la expresión física.

                La peregrinación como dimensión escatológica, como camino al santuario, que se convierte por unas horas de la noche la iglesia parroquial de san Juan Bautista, es sinónimo del camino hacia el Reino; de la fatiga del camino, a la contemplación serena del rostro de la Madre.
                El camino que une Villanueva del Duque con Hinojosa del Duque, el Camino Mozárabe, se convierte en tiempo penitencial; de consciencia  sobre lo vivido y experimentado, y de saberse deudor de gracias recibidas.

                Y es al mismo tiempo, dimensión festiva, habida cuenta del gozo que supone el poder realizar ese camino, para cumplir el deseo; de la alegría de conocer lo que se encontrará en la meta.

                Es, destino de culto. Es allí, donde tras el hacer el camino, se tributa culto a la Virgen de Guía, en donde cada uno expresa su gratitud hacia la celestial intercesora, a quién, de generación en generación, los fieles han elevado sus súplicas, agradecimientos y misericordias.
                Culmina esta peregrinación, como camino de fe heredada y trasmitida; como camino de oración, en eso, oración íntima y sincera ante Ella, la Reina y Madre de Villanueva del Duque.

                Y ya, volver a casa.

                Recordando  todo lo vivido desde ese otro agradecimiento a la Virgen, el de poder haber cumplido un año más el “ir a por la Virgen”, volver hacerlo, y esperando ahora sí, su entrada triunfal en el Pueblo, como Patrona nuestra. No hay mejor título.   

domingo, 10 de agosto de 2014

Colgaduras de la Virgen de Guía y San Jacinto para adornar su Fiesta

Colgaduras de nuestros Patrones, la VIRGEN DE GUÍA y SAN JACINTO, para los balcones de nuestras casas, en estos día de Fiesta en su honor.
De venta en la Parroquia San Mateo de Villanueva del Duque al precio de 20 euros cada colgadura.

¡¡¡NO DEJES TU BALCÓN SIN ADORNAR!!!